La diputada socialista Rocío de Frutos comunica su compromiso de votar en contra del Tratado de Comercio con Canadá (CETA) en su próxima tramitación parlamentaria.

La diputada socialista Rocío de Frutos comunica su compromiso de votar en contra del Tratado de Comercio con Canadá (CETA) en su próxima tramitación parlamentaria.
Comunicado de la campaña No al TTIP, CETA, TiSA
Miembros de la Campaña Estatal No al TTIP, CETA, TISA mantienen contactos con otros cargos destacados del PSOE que han dado muestras de desacuerdo con el apoyo de su partido a estos tratados.
La plataforma denuncia que el voto favorable del PSOE a la aprobación del CETA iría en contra de los principios esgrimidos en el programa político presentado por Pedro Sánchez a las primarias.
La Campaña Estatal No al TTIP, CETA, TISA informa del compromiso declarado por Rocío de Frutos, Diputada del Grupo Parlamentario Socialista por la provincia de Ourense, de votar en contra de la ratificación del CETA (Acuerdo Económico y Comercial Global entre la UE y Canadá) en su próxima tramitación en pleno del Congreso de los Diputados.
La diputada gallega, que fue noticia durante el proceso de primarias del PSOE por declarar públicamente que abandonaría su cargo en caso de no salir adelante el proyecto de Pedro Sánchez, da ahora da un paso al frente declarando su oposición al CETA, “que se nos ha presentado como un pacto entre países amigos para facilitar el libre comercio y las inversiones, pero que esconde perversas intenciones entre sus mil seiscientas páginas de texto”, según sus palabras. (Ver artículo de opinión: http://diario16.com/ceta-lo-llaman-libre-comercio-no-lo/)
Esta declaración de intenciones se ha realizado en el marco de las reuniones y contactos que por parte de los miembros de la Campaña Estatal No al TTIP, CETA, TISA se están desarrollando con diferentes líderes socialistas con el objeto de alcanzar un pronunciamiento colectivo contra la aprobación de este acuerdo.
Informan los miembros de la campaña que el documento Por una nueva socialdemocracia, programa político de Pedro Sánchez para las primarias del PSOE, señala como adversario principal al “capitalismo neoliberal actual, descarnado y socialmente insensible”, que atenta contra los intereses y derechos de la clase trabajadora, propicia privatizaciones y desregulaciones, y se sitúa como motor generador de desigualdad, pobreza y falta de horizontes para la mayoría social, mientras concentra poder y riqueza en pocas manos.
Afirma también el texto que “uno de los compromisos más importantes del socialismo democrático del siglo XXI debe ser trabajar para controlar el poder de los oligopolios, neutralizando su intromisión opaca en las regulaciones públicas”, reconociendo los errores pasados de la socialdemocracia por ser incapaz de dar respuesta frente al avance voraz del neoliberalismo.
Para la campaña “esto es todo lo que representa el CETA, por lo que no se entendería que el nuevo PSOE votara a favor de su aprobación. Consideramos que en esta situación, y por coherencia, se requiere nuevamente un “no es no”. Porque decir “no” al neoliberalismo significa decir “no” al CETA”.
Asimismo recuerdan que “el PSOE ha apoyado declaraciones institucionales contra el CETA y la nueva generación de tratados de libre comercio en diez comunidades autónomas y un centenar largo de ayuntamientos de toda España. Consideramos que esto es un claro mensaje de las bases que debe ser escuchado por la nueva dirección política del partido”.
Y terminan afirmando: “Los intereses comerciales y de las multinacionales no pueden estar por encima de la democracia, los derechos de las personas y del planeta. No detener la aprobación del CETA sería hipotecar nuestra vida y la de las futuras generaciones.”